Archivos de la categoría ‘Mansiones’

Coronando una de las colinas del barrio de Kuzguncuk en el distrito de Üsküdar, se encuentra la que fue la lujosa residencia de Cemil Molla (Cemil Molla Köşkü en turco), una de las figuras más destacadas del funcionariado otomano de finales del siglo XIX y principios del XX.

Una casa de albino color que no es solo una de las mansiones otomanas más hermosas del lado asiático de Estambul, sino que también atesora el hito de ser la primera mansión privada turca en tener electricidad y teléfono, honor que refleja la importancia que tuvo en su momento este edificio que solía alojar prestigiosas reuniones y tertulias, organizadas por el anfitrión Üryanizade Cemil Molla.

Cemil Molla

La mansión de Cemil Molla  Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

Construida en 1886 bajo el diseño del italiano Signor Alberti, la mansión buscaba trasmitir al exterior una imagen de refinamiento y estilo, para ello el arquitecto entremezcló el estilo otomano clásico con el buen gusto de las nuevas tendencias europeas, creando un complejo arquitectónicamente impecable que amplía su interés cuando admiramos los muebles y los elementos decorativos de sus numerosas salas.

Desconocida para los turistas y para gran parte de los estambulís, la mansión quedó parcialmente oculta como consecuencia de la construcción del primer puente del Bósforo, el cual creó una barrera visual y física que también distanció la casa del cercano palacio de Beylerbeyi.

Integrada magistralmente en el entorno y con unos espectaculares jardines, la de Cemil Molla es el símbolo de la riqueza de una época, un período de poderosos magnates que demostraban su posición social construyendo lujosas casas a pie del Bósforo, en una competencia feroz que hoy disfrutamos aquellos que hemos caído en el encanto de Estambul.

La primera mansión con electricidad y teléfono de Estambul
Actualizado el 29 mayo,2017.
Publicado por

Anuncios

Büyükada no es solo la isla más grande del archipiélago de las Islas Príncipe sino que también es un muestrario de hermosas mansiones, casas lujosas que deslumbran con su arquitectura a los miles de visitantes que se acercan a este paradisiaco rincón de Estambul. Uno de estos regalos visuales, la conocida como Mansión Sabuncakis (Sabuncakis Köşkü en turco), viene acompañada con un misterioso secreto ya que según se cuenta no se trata de una casa cualquiera sino que en su momento sirvió de logia para reuniones secretas de los masones de Turquía.

Mansión Sabuncakis

Mansión Sabuncakis en Büyükada  Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

Esta lujosa casa de tres plantas, que presume de una de las mejores vistas de la isla, fue levantada en 1904 aunque su aspecto actual es fruto de una reciente restauración ya que la casa llevaba años abandonada tras ser seriamente afectada por un incendio en el año 1971.

La estructura que resulto más afectada por el fuego fue la torre octogonal que corona el edificio y que simbólicamente representa una bóveda celeste; estructura elevada que compite en importancia visual con la sorprendente entrada principal, a la cual se accede tras cruzar un pequeño puente, la cual sigue una linea arquitectónica clásica con un frontón sustentado por cuatro columnas. En la parte superior de la misma destaca por su dorado brillo una curiosa escena, así se observa la figura de un hombre y una mujer al lado de una colmena acompañado de cinco acacias y una abeja; animal que popularmente da el nombre a la casa, ya que muchos la denominan coloquialmente como la “Casa de la abeja”.

Mansión masónica

La mansión se cree que sirvió de sede para reuniones secretas de los masones  Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

Todos estos elementos decorativos asocian la casa a los masones, aunque será el ojo de la providencia, que parece adueñarse del frontón, quien da pistas claras de su asignación religiosa, de hecho, desde ciertas perspectivas la casa se asemeja más a un templo que a los otros hogares de esencia otomana que existen en Büyükada.

Sea cierto o no su vinculación con la logia, lo que si esta claro que la Mansión Sabuncakis es uno de los edificios más fotografiados y queridos de la isla, un predio con personalidad e historia que uno no puede obviar si se quiere disfrutar plenamente del paraíso de las Islas Príncipe.

La mansión de los masones de Büyükada
Actualizado el 8 marzo,2016.
Publicado por

Vedat Tek es uno de los grandes referentes de la arquitectura turca de principios del siglo XX, siendo su obra ejemplo definitorio del estilo conocido Primer Movimiento Nacional de Arquitectura (Birinci Ulusal Mimarlık Akımı en turco).

Casa de Vedat Tek  Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

Casa de Vedat Tek Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

El arquitecto, natural de Estambul, ha dejado innumerables muestras de este estilo en su urbe fetiche como es el caso de la Oficina central de correos de Sirkeci o el Defter-i Hakani.

Uno de los grandes ejemplos de este singular arte, es la mansión que el arquitecto construyó para sí mismo en el barrio de Nişantaşı y que en la actualidad se ha convertido en una de las casas más fotografiadas de la ciudad.

La casa de Vedat Tek (Vedat Tek Konağı en turco) fue inaugurada en 1913 y esta situada en la calle Valikonağı en Nişantaşı (Şişli), no muy lejos del museo militar de Harbiye y cerca de una de las zonas comerciales más lujosas de Estambul.

Este sorprendente edificio, que actualmente funciona como restaurante, expresa a través de su fachada todo los elementos clásicos de este tipo de arquitectura como el uso de azulejos, tejados voladizos, terras singulares y gruesos ventanales.

Un diseño con sobredosis en el uso del volumen y cuyo impacto visual se agudiza en positivo al quedar encuadrado en un pequeño cruce de calles; una mansión que enamora a los pintores y a fotógrafos y que reafirma una vez más a Estambul como uno de los referentes en lo que respecta a la riqueza y diversidad arquitectónica.


Mansión de Vedat Tek, una de las casas más fotografiadas de Estambul
Actualizado el 5 septiembre,2016.
Publicado por